Descubriendo tu vocación

Si estás en el último año de la escuela, es probable que sientas una mezcla de emociones: melancolía por la etapa que finaliza, euforia al saber que todo aquello que no te gustaba del colegio se está por terminar, e incertidumbre ante lo que vendrá. A esto se suman las preguntas de tus familiares, ansiosos por saber qué decisiones tomarás acerca de tu futuro: “¿Estudiarás?” “¿Trabajarás?” “¿Decidirás tomarte un año sabático?”  

Las reacciones de tu entorno

Si les comentas que vas a estudiar, los interrogantes al respecto no tardarán en llegar: “¿Qué carrera vas a elegir?” “¿En qué universidad te inscribirás?” “¿Te quedarás en el país o estudiarás en el exterior?”

También es probable que hagan sugerencias o te den consejos que tú nunca has pedido: “Sería conveniente que estudiaras Ingeniería, es la carrera del momento”; “Deberías ser abogado como tu padre, tu tía, tu abuelo y tu bisabuelo”; “Nos llenaría tanto de satisfacción que hubiera una médica en la familia…”, y así sucesivamente.

De esta manera, a los miedos y cuestionamientos propios, se les suman las expectativas que tu entorno pone en tí: es lógico que te esté costando tomar una decisión. Incluso puede ser que te sientas presionado si alguno de tus pares ya ha elegido la carrera que quiere estudiar.

Ante todo, calma: no tienes que apresurarte en tu elección. Además, no estás solo: hay muchísimos adolescentes que están en tu misma situación, que se sienten perdidos y agobiados como tú. Para este panorama, hay una solución: ¿escuchaste alguna vez hablar sobre la orientación vocacional?

Orientación vocacional: ¿qué es?

Hablar del tema con un profesional puede ser una gran alternativa en este momento de crisis. Ser escuchado y orientado por alguien externo a tu familia, que no tiene expectativas personales puestas en tí, puede ayudar a descubrir tus intereses y anhelos más profundos.

La orientación vocacional es un proceso en el que podrás identificar, descubrir y delinear tu elección profesional, con el acompañamiento de un profesional. Este te guiará y te brindará las herramientas para poder empezar esta nueva etapa de tu vida con una sensación de mayor felicidad.

Ciertamente, no se trata de una serie de entrevistas en la que el terapeuta simplemente te muestra un listado de carreras para que elijas aquella te pueda interesar. Es un camino mucho más apasionante y profundo: el del autoconocimiento.

¿En qué puede ayudarme la orientación vocacional?

La orientación vocacional te permitirá incorporar herramientas para analizar, discernir y, finalmente optar por una carrera que mejor se adecue a tus intereses, talentos y aspiraciones. Algunos de los ejes en los que se focaliza este proceso son:

Conocerte más a tí mismo: adquirirás herramientas de autorreflexión, para aprender a percibir cuáles son tus genuinos intereses.

Enterarte de opciones de carreras que ni sabías que existían: hoy en día el abanico de posibilidades se ha ampliado. A las carreras tradicionales, se les han sumado opciones ligadas con la tecnología, el campo artístico, la gastronomía, entre muchas otras áreas.

En el proceso de orientación vocacional, encontrarás una guía para analizar estas carreras, a la vez que incorporarás herramientas para no abrumarte con tantas opciones y discernir las que mejor se adaptan a tí.

Vislumbrar y potenciar tus fortalezas: la mirada externa del terapeuta te ayudará a constatar cuáles son tus fortalezas y en qué áreas te destacas. Esto permitirá que apuntes tu búsqueda a una carrera que te permita no sólo poner tus habilidades en práctica, sino potenciarlas.

Analizar los perfiles profesionales que emanan de distintas carreras: la orientación vocacional te entrenará para ir más allá de la lectura de un plan de estudios. En el proceso, incorporarás herramientas para entender que cada carrera abre un espectro amplio de opciones profesionales. Esto fortalecerá tu poder de decisión y te dotará de un criterio para llevar a cabo tu elección.

¿En qué consisten las sesiones de orientación vocacional?

En un proceso de orientación vocacional, es frecuente que el terapeuta te aliente a explorar aspectos de tu personalidad: ¿eres más bien solitario o sociable? ¿Te gusta estar al aire libre o disfrutas estando en tu casa? ¿Eres una persona racional o emocional?

Indagar en estos aspectos es importante porque al ser consciente de los rasgos que te caracterizan, tendrás más oportunidades de encontrar la carrera adecuada para tí. También te ayudará a revisar cuáles son tus pasatiempos. Quizás tienes un hobby que te apasiona, como el dibujo, la escritura, o algún deporte, pero nunca consideraste que en esa actividad podrías hallar tu futuro profesional.

Además, analizarás tu recorrido escolar: ¿cuáles son las materias que más disfrutaste en el colegio? ¿Cuáles fueron las que te costaron? ¿Qué asignaturas despertaron en tí esas ganas de seguir aprendiendo?

Echar una mirada a tu historia académica puede ser útil para ir delineando un área de intereses. Si toda la vida padeciste las materias humanísticas, puede ser que, al finalizar la escuela, llamen tu atención carreras relacionadas con las ciencias exactas. Si, en cambio, lo que más disfrutabas eran las clases de arte, tal vez sea bueno echarles un vistazo a carreras vinculadas al diseño, la arquitectura, la escenografía o las artes visuales.

A lo largo del camino de orientación vocacional, el psicólogo te instará a que visualices cómo te ves en el futuro: ¿qué actividad te ves haciendo? ¿Te imaginas trabajando en una oficina o desde tu casa? ¿Te ves viviendo en una gran ciudad, o en cambio en una zona más tranquila? ¿Te gustaría que en tu trabajo tuvieras que estar en contacto permanente con otras personas, o imaginas una tarea más solitaria e individual? Plantearte y responderte estas preguntas será de mucha utilidad para guiar tu elección.

Como hemos visto, la orientación vocacional es la opción ideal si te sientes perdido, abrumado o presionado a causa de las decisiones que debes tomar sobre tu futuro. Con la ayuda de un profesional, enfrentarás tus miedos y explorarás tu potencial para, al fin y al cabo, diseñar tu propio proyecto de vida.  


Comienza terapia hoy

En español, por videollamada, con los mejores profesionales 

mm

Publicado por Romina Labaton

Head of Clinical Services en Terapia Point